REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Periodistas agredidos e investigadora de derechos humanos silenciada durante violencia electoral

Una investigadora de derechos humanos fue expulsada de Burundi tras dar a conocer un informe sobre la violencia política durante las elecciones.
Una investigadora de derechos humanos fue expulsada de Burundi tras dar a conocer un informe sobre la violencia política durante las elecciones.

via Human Rights Watch

La violencia política se ha intensificado en Burundi: algunos miembros de grupos políticos están ajustando cuentas mientras una serie de elecciones comenzó tener lugar en el país, dice Human Rights Watch en su informe más reciente. En una respuesta punitiva, unos días después de la publicación el 14 de mayo del informe sobre la violencia electoral, las autoridades ordenaron a una investigadora de Human Rights Watch salir del país a más tardar el 5 de junio. Los periodistas que cubren las batallas electorales también fueron atacados.

El informe "We'll Tie You Up and Shoot You" (Te ataremos y te dispararemos), basado en cuatro meses de investigación de Neela Ghoshal, dice que la violencia está siendo "perpetrada por y contra miembros de partidos políticos". La mayor parte de la violencia ha implicado a los dos principales contendientes en las elecciones: El gobernante Consejo Nacional para la Defensa de la Democracia-Fuerzas para la Defensa de la Democracia (CNDD-FDD) y la Fuerzas de Liberación Nacional (FNL). Ghoshal ha documentado los abusos contra los derechos humanos cometidos por todas las partes en Burundi durante cerca de tres años.

La decisión del Gobierno es parte de una ofensiva más amplia en el periodo previo a las elecciones, que fueron pospuestas al 28 de mayo, dice ARTICLE 19. "La decisión de expulsar a Neela Ghoshal e intimidar a periodistas y defensores de los derechos humanos es equivalente a reducir el espacio democrático en el país, especialmente el derecho a la libertad de expresión, y esto debe cesar".

Las elecciones programadas entre el 28 de mayo y el 7 de septiembre llegan tras el fin de una guerra civil de casi 16 años, de 1993 a 2009; incluyen unas elecciones presidenciales el 28 de junio. El CNDD-FDD y el FNL son ex grupos rebeldes hutus que lucharon contra un ejército fundamentalmente tutsi durante la guerra. El conflicto militar cambió a una competencia política por el apoyo del electorado de mayoría hutu.

Han ocurrido violentos enfrentamientos entre militantes de diversos partidos desde septiembre de 2009, dice el informe. Las luchas entre los miembros del CNDD-FDD y el FNL el 9 de mayo ocasionaron la muerte de un activista. Los miembros del FNL han sido atacados mientras recorrían las calles o directamente en sus casas, mientras otros han sido secuestrados y golpeados por miembros del partido gobernante. La incapacidad de llamar a cuentas a los perpetradores responsables ha sido especialmente sorprendente en episodios que implican a funcionarios de alto rango.

Además, según la Eastern African Journalists' Association (Asociación de Periodistas del África Oriental, EAJA), dos periodistas que cubrían los enfrentamientos entre miembros del CNDD-FDD y del FNL el 23 de mayo fueron atacados por jóvenes aliados con el partido gobernante.

Último tweet:

India: Here's why the #AadhaarVerdict has raised more confusion about the country's controversial Unique Identity b… https://t.co/5efFlQqXeW