REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Periodistas golpeados y detenidos hacer caso omiso de órdenes de censura

Desafiantes y con capacidad de recuperación, los periodistas chinos siguen informando sobre noticias que el régimen preferiría ocultar. En su esfuerzo por informar al público, los periodistas con frecuencia son asaltados y arrestados, informan la Federación Internacional de Periodistas (FIP) y Reporteros sin Fronteras (RSF). Las noticias de un trágico accidente de aviación en que murieron 42 personas, una joven violada por hombres con vínculos con la policía, y el daño ambiental y el sufrimiento humano en el período subsiguiente a la construcción de una presa son unos cuantos ejemplos de los reportajes que evaden la censura. Esta cultura de represión de medios se ha difundido a las empresas del sector privado que atacan periodistas, con las autoridades protegiendo a las empresas en detrimento de la libertad de medios.

El periodista Xie Chaoping fue arrestado ilegalmente sin una orden judicial el 19 de agosto tras escribir un libro sobre los desplazados por la construcción de la presa de Sanmenxia. Pasó tres años entrevistando a migrantes y reuniendo información para su libro "La gran migración".

En la provincia de Fujian, la bloguera Fan Yanqiong está cumpliendo una sentencia de cárcel por un cargo de difamar a la policía. Fan fue una de los tres blogueros condenados por dar a conocer el caso de Yan Xiaoling, una joven que murió después de una supuesta violación masiva por individuos relacionados con la policía. Fan ha estado en prisión desde junio de 2009. En su juicio en abril de 2010, estaba en silla de ruedas y con una mascarilla de oxígeno; fue llevada al hospital el 25 de agosto.

En otro incidente, al menos cuatro periodistas fueron detenidos por la policía el 28 de agosto cuando intentaban informar de un accidente de aviación ocurrido el 24 de agosto y en el que murieron 42 personas, entre ellas funcionarios gubernamentales, y tomar fotos en un funeral. Posteriormente fueron liberados después de que otros periodistas protestaron. El departamento de Propaganda Central había ordenado que los medios no se concentraran en los funcionarios muertos.

El departamento de Propaganda Central además prohibió informar sobre una explosión en China occidental que mató a siete personas y lesionó a 14. La detonación ocurrió el 19 de agosto en la ciudad de Aksu, Xinjiang, región autónoma de Uighur. La FIP instó a las autoridades de China a retirar la prohibición de informar inmediatamente "pues en tiempos de crisis es esencial que el público pueda acceder a información actualizada y creíble". Las autoridades son especialmente sensibles respecto a Xinjiang, donde el Gobierno afirma que hay un movimiento separatista en ascenso.

En otra parte del país, en el Tíbet, la ausencia de observadores independientes permite a las autoridades chinas arrestar y condenar en forma regular a periodistas, escritores, blogueros y ambientalistas sin forma alguna de debido proceso. Recientemente, Sonam Rinchen y Sonam Dhondup, dos estudiantes que ayudaban a editar la revista estudiantil tibetana "Namchak", fueron sentenciados a dos años de cárcel y acusados de separatismo y de incitar al separatismo en sus escritos. Habían publicado comentarios sobre las políticas de China hacia las minorías, entre ellas los tibetanos.

Además, los medios chinos están siendo cada vez más atacados con amenazas y censura por empresas privadas y algunas empresas estatales.

En un caso, dos periodistas tuvieron un roce con la policía el 9 de agosto tras escribir sobre los problemas internos de una empresa de biotecnología. El artículo fue publicado en Qianlong.com; se ordenó al sitio web retirar el artículo. En otro caso, un respetado periodista de Beijing, Fang Xuanchang, fue golpeado con una barra de acero tras escribir sobre charlatanes de la medicina, descubrimientos falsos y las prácticas cuestionables de varias pequeñas compañías del sector sanitario.

Actualmente hay al menos 35 periodistas detenidos en China, informa RSF.

ADDITIONAL INFORMATION


Último tweet:

This Pakistani newspaper reporter dared to violate the code of silence surrounding drug trafficking and he was kill… https://t.co/MusMF9XwLq