REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Antiguos funcionarios de inteligencia entregan una lista de medios y periodistas espiados

(RSF/IFEX) - Reporteros sin Fronteras mantiene su petición de que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) abra una investigación como consecuencia de nuevas revelaciones relativas al espionaje de periodistas y medios de comunicación llevado a cabo por el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), que depende directamente de la presidencia de la República. El escándalo de las "chuzadas" estalló tras la publicación de un artículo en la revista "Semana" (leer el comunicado del 27 de febrero de 2009 - http://www.rsf.org/article.php3?id_article=30423 ).

"Después del cese y encarcelamiento del antiguo director del DAS, Jorge Noguera, y la revelación en 2005 de que había paramilitares infiltrados dentro de los servicios de inteligencia, es sabido que se han producido grabaciones a periodistas, una parte de ellos en el punto de mira del poder. Las pruebas entregadas a la prensa por antiguos funcionarios del DAS demuestran la magnitud de la maniobra. Son abrumadoras para la presidencia. El Presidente Alvaro Uribe tiene que responder públicamente sobre este asunto y no intentar encubrirse negándolo, cuando está planteada la cuestión de su tercer mandato. Una violación de tal magnitud de los principios de la Convención Interamericana de Derechos Humanos merece un recurso ante la Comisión", ha declarado Reporteros sin Fronteras.

En los documentos entregados por antiguos funcionarios del DAS a RCN, uno de los principales grupos audiovisuales privados, y a la revista "Semana", figuran hasta el momento ocho medios de comunicación y catorce periodistas. En realidad, según las fuentes, se espió a todos los periodistas de las redacciones importantes que cubrieron las elecciones de 2006. Según el ex capitán Jorge Lagos, que dimitió de la dirección de contrainteligencia del DAS, las escuchas se llevaron por orden de la dirección del servicio y en connivencia con la Casa de Nariño (el palacio presidencial). Su contenido llegaba rápidamente al secretario de la presidencia, Bernardo Moreno, así como al consejero presidencial, José Obdulio Gaviria.

En palabras del periodista Daniel Coronell - quien figura en la lista - la presidencia está enfrentada a un "Watergate". La Casa de Nariño desmintió el 13 de mayo de 2009 cualquier implicación en los hechos, argumentando que "algunos antiguos funcionarios del DAS buscan desacreditar al gobierno".

Entre los nombres de periodistas espiados figuran: Jenny Arias y Vicky Dávila, de RCN; Yamid Amat y Marilyn López, del canal público CM& ; Fabio Callejas y Darío Arizmendi, de la emisora privada Caracol Radio; Julio Sánchez Cristo, director de la emisora privada La W; Daniel Coronell, del canal público Canal Uno; Norbey Quevedo, del diario "El Espectador"; Salud Hernández y Edulfo Peña, del diario "El Tiempo"; Alejandro Santos, director de la revista "Semana"; y Carlos Lozano, director del semanario "Voz".

Último tweet:

The International Federation of Journalists (@IFJGlobal has strongly condemned the arrest of two organisers of an… https://t.co/hDKEiQfxtn