REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Arriesgada reanudación del programa "Contravía" tras ocho meses de interrupción

(RSF/IFEX) - El 17 de septiembre de 2009 iba a regresar a la pantalla de la cadena pública Canal Uno, tras ocho meses de interrupción, el programa "Contravía". Presentado por el periodista independiente Hollman Morris, se trata de un programa que ocupa un lugar fundamental en el espacio mediático, entre otras cosas por la forma en que trata el conflicto armado que lleva cerca de medio siglo minando el país.

Reporteros sin Fronteras aplaude su regreso a la antena y a la vez expresa su preocupación por la seguridad del equipo de "Contravía", frecuentemente amenazado y siempre en el punto de mira del gobierno de Alvaro Uribe.

Galardonado con varios premios, colombianos e internacionales, por la calidad de su producción y su compromiso a favor de los derechos humanos, "Contravía" es uno de los escasos lugares del paisaje mediático colombiano donde toman la palabra las víctimas de la guerra, y las comunidades indígenas y de ascendencia africana.

"La existencia de medios de comunicación independientes y de calidad es esencial para que no caigan en el olvido las numerosas víctimas del conflicto colombiano. Por ello, su regreso representa una excelente noticia para el pluralismo y la diversidad de la prensa en Colombia", ha declarado Reporteros sin Fronteras.

"Contravía" nació en junio de 2003 como una iniciativa del Programa Andino para la Democracia y los Derechos Humanos, que quería promover el ejercicio democrático de las comunidades con apoyo de un programa televisivo. A razón de un programa semanal en Canal Uno, "Contravía" consiguió un rápido éxito gracias a la calidad de sus contenidos periodísticos, sus logros pedagógicos y su aporte a la cultura de la democracia en Colombia.

"Sin embargo, el camino no ha resultado fácil", ha dicho Morris a Reporteros sin Fronteras, recordando que el programa tuvo que interrumpirse en diciembre de 2008, por motivos de seguridad. "Hemos sufrido amenazas e intentos de desacreditarnos, por parte de algunos personajes armados y también del propio Presidente de la República, Alvaro Uribe."

Morris y su equipo fueron objeto de intimidaciones del ejército a causa de la reciente cobertura de una liberación de rehenes de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), pero sobre todo su nombre apareció en la lista de las escuchas a periodistas colombianos de tono crítico, entre los que se encontraba Morris, efectuadas por el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS, servicio de inteligencia).

Pocas horas antes de reanudar el programa, Morris confió a RSF el temor que persiste en el equipo de "Contravía". Miedo a que cualquier día, mientras estén haciendo un reportaje, alguno de ellos sea víctima de un "accidente" o de una detención arbitraria, como ya ocurrió en el pasado.

En consecuencia, Reporteros sin Fronteras hace un llamamiento a las autoridades colombianas para que ofrezcan todas las garantías de seguridad al equipo de Contravía. "Pedimos, muy particularmente al Presidente de la República, Alvaro Uribe, que respete la libertad de prensa, como principio constitucional del que es garante, permitiendo que el conjunto del equipo pueda llevar a cabo su trabajo sin sentirse atemorizado", ha concluido la organización.

ADDITIONAL INFORMATION
Noticias afines en ifex.org


Último tweet:

#Egypte, 14 août 2013. Répression de #Rabaa : des centaines de morts parmi les partisans de l'ex-président islamist… https://t.co/zCtQPjpSdv