REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Corte retrasa una sentencia por daño moral contra periodista radial

(Fundamedios/IFEX) - Desde el 6 de julio de 2012, el periodista Freddy Aponte espera ser notificado con la sentencia que debe ser emitida por la Sala de Conjueces de la Corte Provincial de Justicia de Loja, tras la audiencia que se llevó a cabo dentro del juicio de insolvencia fraudulenta que sigue en su contra el exalcalde Bolívar Castillo.

Este proceso - que se derivó del no pago de una indemnización de USD54.633 dentro de un juicio anterior por daño moral planteado por Castillo - Aponte ya recibió una primera sentencia el pasado 9 de agosto de 2011, cuando la Corte de Justicia de Loja pidió cinco años de prisión.

Sin embargo, en la última audiencia se desechó el pedido de nulidad y apelación presentados por la defensa del periodista y se esperaba una sentencia hace más un mes, dado que los jueces tenían que pronunciarse dentro de las 72 horas. Lo grave de esto es que periodista no puede continuar con su defensa y acudir a una instancia superior de justicia.

Adolfo Moreno, abogado defensor del periodista, señaló: "Lo que sucede en el caso de Aponte es que no estamos frente a un problema jurídico sino político. La discusión jurídica queda soslayada por la imposición del poder y la demora en dictar la sentencia se produce justamente porque no pueden legalizar así no más tanto absurdo". Esta afirmación se sustenta, según Moreno, en que "están violando el debido proceso porque no se puede perseguir el delito de insolvencia fraudulenta si es que, con anterioridad, la justicia civil no declaró insolvente al periodista". "Si no existe este requisito de prejudicialidad, no procedía iniciar la causa criminal", apunta el abogado. Al momento, la defensa del periodista continúa a la espera de la notificación de dicha sentencia para poder defenderse ante la Corte Nacional de Justicia.

El 27 de julio de 2011 el Tribunal Segundo de Garantías Penales de Loja declaró culpable al periodista por insolvencia fraudulenta, tras no pagar los USD54.633 de indemnización por el daño moral causado a Castillo. Este es el tercer proceso penal que sigue el exalcalde en contra del comunicador, quien ya pagó una pena en prisión, tras ser sentenciado - en septiembre de 2008 - a seis meses de cárcel por injuriar a Castillo.

El primer proceso se originó en junio de 2007, cuando Castillo acusó a Aponte de haberlo llamado "ladrón" en su programa de opinión Primer Plano, en la radio Luz y Vida. El periodista negó la inculpación, además de que nunca se presentaron las grabaciones donde se habría proferido la supuesta injuria. Desde el inicio de los procesos, Aponte ha cuestionado los fallos condenatorios de los tribunales, pues asegura que existe un vínculo familiar entre su acusador y los jueces que tramitaron sus casos, lo que podría haber influido en sus sentencias.

Último tweet:

#Indonesia Members of radical religious group attack journalist, bar media coverage via @AJI_JAKARTA @seapabkk https://t.co/Y5MA37HlGg