REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

La aplicación de la Ley Orgánica de Comunicación, una verdadera masacre a los medios ecuatorianos

Este artículo fue publicado originalmente en fundamedios.org el 23 de junio de 2016.

A tres años de vigencia y aplicación de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC), la falta de transparencia ha sido una constante. Negativas, evasivas, desorganización y trabas en la entrega de información resume gran parte del actuar de la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom) y las distintas intendencia zonales a la hora de entregar información sobre las sanciones a los medios.

Eso ha impedido realizar un exhaustivo proceso de monitoreo de la LOC y que los ciudadanos tengan un cabal conocimiento de la verdadera masacre que se ha perpetrado bajo una aplicación abusiva y arbitraria de una normativa que viola todos los estándares de protección a la libertad de expresión, denuncia Fundamedios.

Hasta el 14 de junio de este año, Fundamedios contabilizó un total de 554 procesos en contra de medios de comunicación, de los cuales, 398 culminaron en sanción. De los procesos que tienen sanción, el 55% (220) fueron multas económicas; el 27% (107) fueron amonestaciones escritas y el 11% (45) fueron disculpas públicas. Cifras que muestran el hostigamiento a los medios y el riesgo que estas multas representan para la estabilidad económica de los mismos. (Descargue las cifras completas)

Los medios más sancionados han sido los medios privados. El ranking lo encabeza diario La Hora que ha acumulado un total de 17 sanciones, seguido por Canal UNO con 16; Diario Extra con 15; Radio Fútbol FM con 11 y el canal local Cayambe Visión Canal 9, con siete sanciones. Este último medio representa la persecución de una autoridad local, puesto que todas las denuncias en contra de ese canal fueron interpuestas por el ahora exalcalde de Cayambe, William Perugachi. Por su parte, tan solo se conocen siete sanciones en contra de medios en manos del Estado: 4 a TC, 1 a Gama TV y Ecuador TV y 1 a El Telégrafo.

De hecho, los funcionarios públicos y la Supercom son los que más han aplicado la LOC. El 73% (290) de las denuncias analizadas fueron presentadas por estos actores entre octubre de 2013 y abril de 2016. Los ciudadanos usaron el sistema en un 27% (108).

Los artículos más utilizados en estos tres años han sido: el Art. 28 de la LOC, que hace referencia a las Copias de programas o impresos es el más reclamado por los denunciantes 17% (67). Otros artículos usados son referentes a: Normas Deontológicas 15% (60), Honra 6% (22), Rectificación 5% (20) y; otros 57% (229).

Luego de estos tres años es evidente que los medios son las principales víctimas. ¿Cómo olvidar la sanción que recibió el caricaturista Bonil y diario El Universo el 31 de enero de 2014, cuando la Superintendencia de la Información y Comunicación los multó con el pago equivalente al 2% de su facturación promediada de los últimos tres meses y exigió la rectificación de una caricatura?

Si este hecho parecía inverosímil, en los meses siguientes las sanciones aumentaron con casos que bien podrían ser retratados en un museo de lo increíble. No hay que olvidar que la Supercom ha sancionado a los medios por “no evitar el morbo”; por lo que opinó un oyente al aire (Radio Novedades, marzo 2015); por hablar de “tríos” y “amantes” en horario familiar, o por contar chistes sobre chinos que podrían ser discriminatorios (Radio Fútbol FM, 2015, 2016); por “abstenerse de publicar contenido intercultural”, que ha merecido la sanción del 10% de la facturación promediada de los últimos tres meses a varios medios. Y así, la lista podría resultar interminable y ya más de un medio se ha declarado en resistencia como lo hizo El Universo y La Hora, por considerar que la entidad reguladora carece de independencia a la hora de juzgarlos y sancionarlos.

Último tweet:

25 March @AFIC1 will host Pan-African freedom of expression conference! https://t.co/MNrQlYabcG @HRNJUganda @AMDIS20 @nusoj @AFEXafrica