REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Obama debería condenar infracciones a la libre expresión durante visita

La Red Árabe por la Información de Derechos Humanos (ANHRI), con sede en El Cairo, publicó su informe anual 2008 sobre la cada vez peor situación de la libre expresión en Egipto antes de la visita del presidente estadounidense Barrack Obama al país.

El informe documenta un aumento alarmante en el uso por parte de las autoridades de la Ley de Emergencia contra periodistas y blogueros, y un número creciente de ataques físicos y secuestros. Subrayando estas infracciones a los derechos humanos, señaló la ANHRI, está la indiferencia de los funcionarios gubernamentales a los ataques, y a veces su complicidad.

Las demandas Hisba, que han crecido en prominencia en los últimos años, se siguen usando como un mecanismo para acosar e intimidar periodistas en 2008. Mediante la ley Hisba, los abogados y el establecimiento conservador religioso tienen la autoridad para iniciar demandas contra personas que consideran violaron los principios religiosos islámicos o socavaron los intereses del estado.

“Un número creciente de abogados y hombres religiosos buscan ganar fama o adular al Gobierno egipcio y el gobernante Partido Democráticos Nacional, al interponer demandas Hisba contra escritores y periodistas creativos”, escribe la ANHRI.

El informe además condena la persecución del Gobierno a los canales de noticias vía satélite y las numerosas confiscaciones de libros y revistas, que se están llevando a cabo cada vez más mediante organismos de censura extralegales.

El informe impreso, disponible en árabe e inglés, se distribuyó en una conferencia de prensa en El Cairo la semana pasada.

El informe llega en un momento en que el bloguero Dia Eddin Gad se enfrenta a una ronda renovada de tácticas amenazadoras de la misma policía que lo secuestró este año y lo detuvo cerca de dos meses según lo permitido por la ley de emergencia. La ANHRI informa que la policía ha estado telefoneando al joven bloguero en forma rutinaria para exigir que se encuentre con ellos “para su propio bien”.

En una noticia poco común en la libre expresión en Egipto, la ANHRI informa que el Tribunal de Apelaciones del país negó una sentencia de cárcel de dos años para el Dr. Saad Eddin Ibrahim, un activista de la democracia y profesor universitario que actualmente vive en Estados Unidos. La semana pasada, el tribunal absolvió a Ibrahim debido a “incompetencia” de parte del demandante. La jefa de Relaciones Sociales, Thoraya Labna, había presentado la demanda Hisba contra Ibrahim con el argumento de que estaba dañando la reputación del país en el extranjero.

Mientras tanto, antes del discurso del presidente estadounidense Barrack Obama en El Cairo el 4 de junio, el Cairo Institute for Human Rights Studies (Instituto Cairota de Estudios de Derechos Humanos, CIHRS) instó a Obama a confirmar la intención declarada de su administración de tratar en serio con los problemas que han inflamado el resentimiento” en el mundo árabe y musulmán. El CIHRS subrayó la importancia de “guardar respeto y dar apoyo para los derechos humanos y las libertades democráticas en esta zona del mundo”.

El director ejecutivo del Committee to Protect Journalists (Comité por la Protección de los Periodistas, CPJ), Joel Simon, escribió en una carta abierta que pedía a Obama que presionara a las autoridades egipcias para liberar a los periodistas encarcelados injustamente y repudiar esta práctica represiva a través del Medio Oriente y África del Norte. Simon argumentó que la práctica de los propios Estados Unidos de detener a periodistas sin juicio durante periodos prolongados en prisiones en Irak, Afganistán y Guantánamo puede haber “contribuido a un aumento general en los periodistas encarcelados por regímenes autoritarios que han usado esta política como pretexto para marginar a los periodistas críticos en sus propios países”.

Human Rights Watch (HRW) está además presionando para que Obama asuma una postura de línea dura contra las infracciones a los derechos humanos durante su tiempo en Egipto y Arabia Saudita. Mientras tanto, en El Cairo, HRW está pidiendo a Obama que exprese su inquietud acerca del uso de la ley de emergencia y la supresión violenta de manifestaciones pacíficas, entre otros problemas.

Último tweet:

Refugee and journalist: Who are the 'infogees' in Oceania? "Creating a new category of refugee - what we are callin… https://t.co/oA1z3ldI3Q