REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Periodista hondureña recibe amenazas de policías

(RSF/IFEX) - 8 de enero de 2013 - En una carta dirigida a las autoridades, RSF exige una protección efectiva a la periodista y defensora de los derechos humanos Itsmania Erohyna Pineda Platero, quien de nuevo es víctima de un verdadero acoso por parte de los policías asignados a su protección:

RSF alerta a la Ministra de Justicia sobre la suerte de una periodista amenazada por sus “protectores”

Abogada Ana Pineda H., Ministra de la Secretaría de Justicia y de Derechos Humanos del gobierno de la República de Honduras
Dr. Ramón Custodio, Comisionado Nacional de los Derechos Humanos de Honduras

Señora ministra,
Señor comisionado,

Reporteros sin Fronteras, organización internacional de defensa de la libertad de información, les solicita que intervengan lo antes posible para que se otorgue una protección efectiva a la periodista y defensora de los derechos humanos Itsmania Erohyna Pineda Platero.

Reporteros sin Fronteras, junto con otras organizaciones internacionales, ya se había movilizado en la defensa de esta mujer tras una manifestación del colectivo “Periodistas por la Vida y la Libertad de Expresión”, que fue duramente reprimida por la Guardia de Honor Presidencial en diciembre de 2011 en Tegucigalpa. Los manifestantes sólo reclamaban justicia por los asesinatos de 30 colegas, ocurridos en la última década; 25 de ellos después del golpe de Estado del 28 de junio de 2009.

Presidenta y fundadora de la ONG de defensa de los derechos humanos Xibalba Arte y Cultura, Itsmania Pineda Platero nos informó que de nuevo es víctima de un verdadero acoso por parte de los policías que denunció por casos de corrupción. Itsmania Pineda Platero ha sido amenazada constantemente por Internet, vía Skype y Twitter, víctima de ciberataques en su correo electrónico y su blog, se le ha impedido circular libremente en varias ocasiones y, finalmente, se vio obligada a cerrar la oficina de su ONG. La periodista presentó una denuncia en cada caso, pero hasta ahora no ha obtenido ningún resultado.

En el marco del proceso de “depuración” de la policía, dos altos mandos policíacos encargados de la seguridad de la periodista (enlaces de seguridad), los generales Somoza y Suazo, fueron suspendidos de sus puestos. Su reemplazante, el comisario Navas, fue asesinado poco tiempo después. La protección de Itsmania Pineda Platero cayó entonces en manos del suboficial Victoriano López Centeno, a quien ella misma había denunciado ante diversas instancias por actividades delictuosas.

En diciembre de 2012 la Dirección Nacional de Investigación Criminal (DNIC) abrió una investigación por las últimas amenazas proferidas contra la periodista, la cual fue confiada al jefe del Departamento de Análisis de la institución, Adán del Cid, y al agente Marvin García Cárdenas. El informe de investigación, muy incompleto, sólo menciona a Victoriano López Centeno, y no incluye las acciones criminales de otros dos policías denunciados por Itsmania Pineda Platero: Roque Jacinto Martínez y Lizandro Cruz Gudiel. El primero labora en el Departamento de Análisis de la DNIC. El segundo, quien ya no trabaja en la institución, se introdujo al domicilio de la periodista en 2010, y hace algunos meses se presentó ante ella, con su motocicleta, impidiéndole el paso; se quitó el escudo protector de su casco y le preguntó si se acordaba de él.

Itsmania Pineda Platero no puede permanecer más tiempo bajo la protección –de hecho, la vigilancia– de un policía al que denunció. Asimismo, es incompresible que la investigación por las amenazas de las que ha sido víctima esté a cargo de funcionarios que forman parte de la misma administración que uno de los sospechosos. Las investigaciones deben retomarse en condiciones conformes a las normas.

Reporteros sin Fronteras también expresa su preocupación por la suerte de María Isabel Barahona Morales, otra fundadora de la ONG Xibalba, quien también se encuentra en peligro. Amenazada de muerte, desea dejar el país lo antes posible para reunirse con sus tres hijas. Pero una reciente y extraña modificación de sus apellidos en la base de datos del Registro Nacional de las Personas de Honduras (registro civil) le impide abandonar el territorio. Esta situación debe arreglarse cuanto antes para que María Isabel Barahona Morales pueda ponerse a salvo rápidamente. Nadie puede ignorar la implicación de la policía en las numerosas violaciones a los derechos humanos cometidas estos últimos años.

Agradeciendo su atención a nuestra petición, les envío señora ministra y señor comisionado, mis saludos más cordiales.

Atentamente,

Christophe Deloire, Secretario General de Reporteros sin Fronteras

Último tweet:

Click here for more on #Egypt's latest crackdown on NGOs https://t.co/kCvBg9HPZ9 https://t.co/6nFtQQkVQw