REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Joven camarógrafo asesinado en estallido de bomba

Los periodistas iraquíes están entre los muchos muertos por bombas junto a los caminos con que los insurgentes intentan debilitar el frágil Gobierno antes de las elecciones de 2010
Los periodistas iraquíes están entre los muchos muertos por bombas junto a los caminos con que los insurgentes intentan debilitar el frágil Gobierno antes de las elecciones de 2010

via AP

Un camarógrafo iraquí fue muerto en una explosión frente a su casa en Kirkuk el 21 de octubre, informan el Committee to Protect Journalists (Comité por la Protección de los Periodistas, CPJ) y Reporteros sin Fronteras (RSF).

Orhan Hijran, de 18 años, que trabajaba para el canal de satélite independiente con base en Bagdad Al-Rasheed, se encontraba con Mohammed Abdullah Zadeh, un corresponsal de Al-Baghdadia, con sede en El Cairo, cuando volvían a casa de un trabajo cuando estalló una bomba junto a la carretera, según el CPJ y RSF. Zadeh fue lesionado y luego liberado del hospital, gravemente traumatizado después de llevar a Hijran al hospital.

El área del sureste de Kirkuk, una zona usada con frecuencia por el ejército estadounidense, ha sido muchas veces escenario de ataques con bombas, informan CPJ y RSF. La zona donde Hijran fue muerto tiene un control policíaco y ha sido blanco de más de una docena de bombas en los últimos meses.

Los insurgentes además golpearon Bagdad con un violento estallido de bomba el 25 de octubre, que dejó al menos a 155 personas muertas y más de 700 heridas, según informes noticiosos. Los edificios gubernamentales fueron destruidos. Los militantes están intentando desestabilizar el vulnerable Gobierno antes de las elecciones nacionales planeadas para enero de 2010.

ADDITIONAL INFORMATION


Último tweet:

Seven years after its revolution, Libya is losing its journalists https://t.co/uXnC21kb8k @RSF_inter… https://t.co/ERs12EkMtU