REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Reporteros, trabajadores de diario renuncian en masa por temor, tras asesinatos y amenazas en Oaxaca

(CEPET/IFEX) - Lo que sigue es un comunicado de CEPET, un miembro provisional de IFEX , con fecha del 9 de octubre de 2007:

Asesinan a tres voceadores de "El Imparcial" de Oaxaca

México, octubre 9, 2007 - Tres voceadores del diario "El Imparcial" de Oaxaca fueron asesinados la tarde del 8 de octubre 2007 cuando iban a bordo de una camioneta del rotativo en una carretera del Istmo de Tehuantepec.

De acuerdo a la investigación 91/SC/2007, Agustín López, Mateo Cortés Martínez y Flor Vásquez López se dirigían a Salina Cruz, en la región del istmo de ese estado del sur de México, cuando varios hombres les dispararon con armas de grueso calibre desde una camioneta tipo Equinox con vidrios polarizados. Los atacantes lograron huir.

La camioneta presenta seis disparos en el parabrisas a la altura del chofer y dos más en la parte posterior. En el lugar del ataque, a unos metros de un fraccionamiento conocido como La Noria, los peritos encontraron varios casquillos percutidos, aparentemente del calibre nueve milímetros.

Luis David Quintana, director editorial de "El Imparcial", denunció al CEPET que "no existe la mínima seguridad para ejercer el periodismo en la región" y que tras el atentado toda su planta de reporteros ha renunciado en masa "por temor a una posible agresión".

El directivo explicó que hace dos meses "El Imparcial" y otros periódicos dieron amplia cobertura al hallazgo de siete cadáveres en una fosa clandestina en el istmo oaxaqueño, un caso que al parecer está relacionado con ajustes de cuentas de las mafias de la droga.

Agregó que después de esa información hubo amenazas telefónicas en contra del editor Gonzalo Domínguez y el reportero Felipe Ramos, quien cubre la fuente policial. "Les han dicho que o le bajan al tono de la información o los van a matar".

"A Felipe Ramos lo han amenazado diciéndole que sigue él y que lo tienen ubicado", puntualizó el director.

Coincidentemente, Ramos y Domínguez utilizan para reportear el mismo vehículo en el que viajaban las víctimas, una unidad con placas de circulación RT 84 503. Sin embargo, el día de la agresión fue utilizado para la distribución del diario.

"Presumimos que fue una confusión, que iban por ellos", dijo Luis David Quintana, quien aclaró que no saben de dónde provienen esos ataques "que sólo buscan acallar a la prensa".

Recordó que hace un mes otro de sus reporteros fue amenazado por un "madrina" de la Policía Ministerial y que el hecho fue denunciado en la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos contra Periodistas de la Procuraduría General de la República.

"Todo queda en averiguaciones y estadísticas", enfatizó el director tras declarar que en Oaxaca hay "un descuido muy grande por parte de la Federación. Parece que no pasa nada".

Reiteró que hay "un vacío de garantías mínimas", ante lo cual toda la planta de reporteros de "El Imparcial" presentó su renuncia ayer. "Tampoco hay distribuidores ni voceadores. No hay quien se atreva, ya no digamos a distribuir el periódico, ni regalarlo siquiera". Advirtió que continuarán publicando el diario aunque con una información mínima.

Quintana aseguró que hay abandono de reporteros, no sólo a nivel local, sino nacional. "Los corresponsales están dejando sus plazas".

El director adelantó que se proyecta una reunión de periodistas en Oaxaca para dirigir una carta al presidente de México, Felipe Calderón Hinojosa.

Último tweet:

In a new report, @7amleh warns of how Israeli #internet legislation poses a threat to internationally guaranteed hu… https://t.co/L7D0FVXHww