REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Presuntos agentes estatales agreden, amenazan de muerte a reportero gráfico

(CEPET/IFEX) - El fotógrafo independiente Pablo Vélez Cisneros aseguró temer por su vida luego de que presuntos agentes estatales lo agredieran y amenazaran de muerte el 16 de septiembre de 2009 cuando cubría una manifestación en el marco del desfile militar con motivo del 99 Aniversario de la Independencia de México, en Mérida, Yucatán (sureste del país).

El día en cuestión, Vélez Cisneros acudió a la plaza principal para cubrir el desfile militar. Cuando ésta concluyó, alrededor de las 10:00 a.m. (hora local), hizo su arribo un contingente de organizaciones que protestaban contra el alza del pasaje del transporte público.

El comunicador comentó que durante la manifestación observó a varios hombres vestidos de civil que actuaban como policías y vigilaban a los manifestantes.

"Estaba tomando fotos cuando un sujeto se me acercó y sin más intentó arrebatarme la cámara. Me identifiqué, le dije que era reportero y le mostré mis credenciales, pero no me hizo caso. Los manifestantes se dieron cuenta, vinieron en mi auxilio y él se alejó", explicó el fotoreportero.

Tras realizar su trabajo, Vélez Cisneros se disponía a marcharse, pero cuando se dirigía hacía el estacionamiento para abordar su automóvil, notó que el hombre que había tratado de despojarlo de su cámara lo seguía, acompañado de otros sujetos.

"Me metí a una tienda, hice como que estaba hablando por teléfono. Vi a unos agentes antimotines y les pedí auxilio. Los policías fueron tras ellos y entonces me encaminé nuevamente hacia mi auto, pero observé que otros hombres me seguían," dijo Vélez Cisneros.

El reportero se apresuró a abordar su automóvil, pero, al salir, una camioneta verde sin placas y con torretas intentó cerrarle el paso. Sus tripulantes, quienes portaban radios oficiales, descendieron del vehículo y le pidieron al reportero que bajara del suyo, pero éste se negó.

"Vi que uno de ellos se llevó la mano a la cintura y pensé lo peor. Le eché el carro encima. Se enfurecieron, me insultaban y me decían que me iban a matar. Uno de ellos le ordenó al conductor de la camioneta: 'chócalo, chócalo', así que impactaron la parte trasera de mi automóvil. Patearon y golpearon mi auto, pero yo no bajé el vidrio," afirmó Vélez Cisneros

Un policía municipal, quien observaba los hechos, pidió refuerzos. Cuando éstos llegaron, los agentes lograron detener a tres de los agresores. Eran alrededor de siete, pero el resto logró huir.

Los detenidos son Fernando Oliver Perera Chan, Juan Bautista Chale Martínez y Wilberth Jiménez Alcocer, quienes se identificaron como policías estatales. Sin embargo, la Procuraduría de Justicia del Estado negó que estas personas pertenecieran a la corporación policiaca.

No obstante, de acuerdo con información de el "Diario de Yucatán", los agresores pertenecen al C-4, un grupo de "orejas" (espías e informantes) del gobierno estatal, que cobran en la Secretaría de Seguridad Pública y cuya función es infiltrarse en manifestaciones y grupos de protesta social para informar desde adentro sobre sus líderes y sus planes de acción (ver: http://www.yucatan.com.mx/noticia.asp?cx=11$4103080000$4156787&f=20090918 ). La agresión contra Vélez Cisneros habría sido, pues, una acción para borrar las huellas de su acción durante la protesta en el centro de Mérida.

El fotógrafo presentó una denuncia de hechos ante la Procuraduría estatal por amenazas de muerte, intento de robo y daños. Sin embargo, los agresores fueron liberados bajo fianza al día siguiente.

Último tweet:

Exigimos que se cumplan los compromisos con las familias del equipo periodístico ecuatoriano asesinado en la fronte… https://t.co/cigwrLXWHt