REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Libertad de prensa sufre nuevas amenazas

Hay nuevas formas de infracciones a la libertad de prensa afectando a Marruecos, aunque los medios han obtenido algunos avances en el decenio del régimen del rey Mohammed VI, dicen la Red Árabe por la Información de Derechos Humanos (ANHRI) y Reporteros sin Fronteras (RSF).

Según la ANHRI, comenzaron las audiencias en el tribunal para un periodista y un líder de ONG acusado de insultar a Dios en el primer caso de “hesba” en Marruecos. Los casos de hesba implican supuestas injurias a Dios, que se consideran dañinas para la sociedad islámica. Esos cargos se han usado contra críticos del Gobierno en Egipto, y la ANHRI señala que ahora se están “infiltrando en Marruecos”.

Un grupo que representa a la familia real presentó una acusación hesba en contra de Edris Shehtan, editor del semanario “Al Michaal”, y Mustafa Idary, el gerente de una organización de derechos humanos con sede en Khneifera.

El caso, del que también han informado el Committee to Protect Journalists (Comité por la Protección de los Periodistas, CPJ), surge de una entrevista publicada en “Al Michaal” en la cual Idary relacionó a dos tías del rey Mohammed VI con la corrupción política y la delincuencia.

En lo que la ANHRI considera un “ejemplo de la política hostil en contra de la prensa independiente en Marruecos” los representantes de los parientes pidieron que el periódico pagara un multa de un millón de dirhams marroquíes (aproximadamente USD 125,000) y dijo que a Shehtan se le debería prohibir trabajar como periodista durante 10 años.

Aunque es mucho menos restrictivo que su padre Hassan, el rey Mohammed se ha vuelto más estricto en el curso de sus 10 años como dirigente, dice RSF, como lo marca el aniversario de la ascensión al trono del Rey el 23 de julio.

RSF revela que los allanamientos y ataques de la policía son frecuentes, especialmente cuando los periodistas han encendido la ira de la familia real, y el Gobierno ha recogido ediciones de dos revistas separadas durante el año pasado. Además, en los últimos cuatro años, el número de demandas contra editores de periódicos ha estado aumentado constantemente, y las multas exorbitantes de esas demandas podrían tener un efecto silenciador en los medios.

RSF reconoce, sin embargo, que los periodistas en Marruecos operan con mucho más libertad que hace 10 años. Aunque el código de prensa de Marruecos todavía especifica penas de cárcel y leyes arcaicas, las sentencias de cárcel para las infracciones a la ley de prensa son raras ahora. El número de periódicos ha crecido y las leyes de difusión se han relajado para dejar paso a la instrucción de varias estaciones de radio y TV independientes, aunque de los 23 solicitantes de licencias para estaciones de radio y TV, sólo cuatro estaciones de radio se han aprobado este año.

“Aunque es más liberal que su padre Hassan, el rey Mohammed ha dado señales contradictorias con respecto a si realmente desea democratizar el régimen y el país”, dice RSF. “Una reforma a fondo del código de prensa sería un paso positivo en esta dirección”.

Último tweet:

Philippines: Speak truth to power, keep power in check https://t.co/3JnxMnJ4WY "... the paramount duty of a free pr… https://t.co/hXI00qT2Bs