REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Campaña electoral deja rastro de ataques contra la prensa

Una sangrienta campaña electoral en Filipinas llegó a su fin esta semana con una participación de millones en las elecciones
Una sangrienta campaña electoral en Filipinas llegó a su fin esta semana con una participación de millones en las elecciones

via EPA

La masacre de 32 periodistas filipinos en noviembre pasado fue un inicio mortal para las campañas electorales en Filipinas que llevan a las elecciones presidenciales de esta semana. En una serie reciente de incidentes relacionados con las elecciones, un periodista radiofónico recibió una amenaza de muerte, otro periodista desapareció y varios trabajadores de los medios fueron golpeados por seguidores de los funcionarios políticos locales, informan el Center for Media Freedom and Responsibility (Centro por la Libertad y Responsabilidad de los Medios, CMFR) y la Southeast Asian Press Alliance (Alianza de Prensa del Sureste Asiático, SEAPA). La presidenta saliente Gloria Macapagal Arroyo fomentó una cultura de la impunidad para aferrarse al poder; ha habido 137 periodistas asesinados durante su administración.

El periodista radiofónico Rolando Bruno desapareció durante un par de días el 9 de mayo después de notificar a la policía que un gobernador provincial y sus seguidores habían golpeado salvajemente a dos camarógrafos de TV que intentaban filmar a funcionarios locales y funcionarios de campaña que daban sobres con dinero en efectivo a unos aldeanos, según el Sindicato Nacional de Periodistas de Filipinas (NUJP). La policía se reunió con el gobernador pero no tomó ninguna acción en su contra. El 11 de mayo, Bruno estuvo entre un grupo de siete periodistas escoltados por la policía en medio de medidas de seguridad tras quedar atrapados en hechos de violencia relacionados con las elecciones, informa la Federación Internacional de Periodistas (FIP).

En otros episodios relacionados con las elecciones, se impidió a varios periodistas entrevistar al candidato a la presidencia por el Partido Nacionalista Manuel Villar en la ciudad de Pasig el 5 de mayo y se impidió a reporteros independientes la entrada a una conferencia de prensa del candidato presidencial Benigno Aquino III el 7 de mayo. Aquino está a la cabeza y es casi seguro que se convierta en el siguiente presidente, dicen los informes noticiosos.

En Cotabato del norte, en el sur de Filipinas, el locutor y contratista de tiempo de radio Williamor Magbanua recibió una amenaza de muerte el 28 de abril. Un contratista de tiempo de radio compra "bloques" de radio para un programa para el cual luego pone publicidad a la venta. Se ha acusado a los contratistas de tiempo de estar en la nómina de políticos, especialmente durante las elecciones. Magbanua es además un corresponsal para el periódico de Manila "Philippine Daily Inquirer" y la revista de noticias en línea GMANews.TV. Actualmente la policía está protegiendo su casa.

El NUJP publicó una guía para periodistas, titulada "Cobertura de las elecciones de 2010: Una guía de supervivencia", que esboza algunos pasos que los trabajadores de los medios pueden dar si se encuentran en peligro mientras cubren las primeras elecciones automatizadas del país. La BBC informó que al menos 12 personas murieron en hechos de violencia política.

En un documento para Índice de la Censura, Harry L. Roque, quien está representando a 14 de las víctimas de la masacre de Maguindanao, explica la forma en que el clientelismo político está enraizado en el país. La familia Ampatuan, a la que pertenecen los presuntos perpetradores del asesinato masivo, aportó votos cruciales a la presidenta Arroyo en las elecciones de 2004 y 2007. El 19 de abril de 2010, el secretario de Justicia en funciones desestimó 57 cargos de asesinato en contra del gobernador Zaldy Ampatuan y el alcalde Akmad Ampatuan. Mientras tanto, la familia Ampatuan no ha perdido su base de poder pues muchos de sus miembros se postularon para las elecciones de esta semana, dicen los informes noticiosos. Pero en un giro reciente, el secretario de Justicia Alberto Agra volvió a presentar cargos de asesinato contra los dos miembros del clan Ampatuan el 5 de mayo, informa el Committee to Protect Journalists (Comité por la Protección de los Periodistas, CPJ).

ADDITIONAL INFORMATION


Último tweet:

As we mark the 3rd EU Day Against Impunity today, let's remember that every day citizens, journalists, artists and… https://t.co/ZSBBwkyUuY