REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Radio One FM ardiendo


(AMARC/IFEX) - AMARC condena el ataque brutal contra George Christensen y Radio One, en Banjul, The Gambia. Según su familia, el propietario y responsable de Radio One FM, Christensen consiguió escapar aunque sufrió quemaduras considerables en la cara y el cuerpo durante el ataque a su estación de radio en la mañana del jueves 10 de agosto 2000, a manos de matones no identificados. Entre las 3 y las 3:30 de la mañana (hora local), alrededor de 10 hombres no identificados armados con gases lacrimógenos y gasolina rodearon los estudios de Radio One FM en la avenida Kairaba, con intención de quemar la estación. El vigilante lanzó la alarma y luchó contra los agresores. Destruyeron las luces y usaron gases lacrimógenos para cegar a los ocupantes, después prendiendo fuego a la estación. Los últimos informes indican que el resto del personal en servicio, incluyendo el disc jockey (pinchadiscos), escaparon ilesos. Christensen fue transportado a las instalaciones sanitarias para recibir tratamiento por las heridas que sufrió al intentar apagar el fuego. La estación cesó de transmitir durante alrededor de 24 horas y solo volvió a difundir cuando Christensen fue dado de alta del hospital al día siguiente.


Creada en 1990, Radio One se encuentra generalmente en la primera línea de la lucha contra los abusos que el gobierno y el ejército realizan contra la población civil. Radio One alzó su voz recientemente para denunciar el asesinato de 14 niños jóvenes que estaban protestando contra el crimen de un niño de 13 años y la alegada violación de una niña de 13 años perpetrados por oficiales de la brigada contra incendios. A resultas de este clima de tensión, Radio One y Christensen han recibido muchas amenazas durante las últimas semanas. Esto culminó con el ataque del jueves por la mañana.

Christensen ha sido miembro de la Junta de Directores de AMARC en África desde 1997. Ha sido un miembro activo involucrado en varios proyectos de desarrollo en Áfica y en luchas a favor de los derechos humanos en África y en otras regiones del mundo. Participa activamente en varios foros internacionales que tocan el tema de la libertad de expresión en contextos políticos difíciles.

AMARC considera que el ataque contra Radio One constituye una amenaza seria contra el derecho a comunicar, que es una extensión del derecho a la libertad de expresión que protege a todos los periodistas. AMARC sostiene que el derecho a comunicar es un elemento consustancial de las democracias efectivas que debe ser protegido. AMARC pide que se denuncie este crimen de manera que el culpable reciba su justo castigo.

Recommended Action


Enviar mensajes de apoyo y solidaridad hacia Radio One a:

Radio One
Kairaba Avenue
Banjul, The Gambia
Télef: +220 39 49 00
Fax: +220 39 60 71
Correo-e: [email protected]

Favor de mandar copias de sus mensajes a la fuente donde sea posible.


Último tweet:

Is Fiji’s Online Safety Act a ‘Trojan Horse’ for online censorship? https://t.co/SDonM3Y9mr @Advox @islandfreedoms @PACNEWS1