REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Acoso judicial amordaza libre expresión

IFJ

Un periodista tunecino enfermo está languideciendo en la cárcel por cargos fabricados, mientras otro se enfrenta a dos años de cárcel por ser el objeto de un ataque físico. Estos hechos son parte de las pruebas de cómo las autoridades usan los tribunales para aplastar el disenso, dice el Grupo de Vigilancia de Túnez de IFEX (TMG de IFEX). Mientras tanto, los jueces que se atreven a criticar a las autoridades están siendo separados de su trabajo o incluso están sufriendo la retención de sus salarios, agrega el TMG de IFEX, que ha intensificado su campaña para promover la independencia judicial.

Fahem Boukaddous, corresponsal para el canal de satélite "Al-Hiwar Ettunisi", está cumpliendo una pena de cuatro años de cárcel por "formar una asociación delictiva con la propensión de atacar a personas". Su crimen fue informar de protestas contra el desempleo y la corrupción en la industria minera en Gafsa en 2008.

Según fuentes de su familia, Boukaddous tiene problemas para respirar y hablar y sus ataques de asma se han intensificado. El 8 de octubre, Boukaddous comenzó una huelga de hambre para protestar por sus condiciones de prisión.

En un caso independiente, las autoridades siguen acosando a Mouldi Zouabi, un periodista de la estación independiente Radio Kalima. Fue atacado en Abril, pero la policía decidió no acusar al atacante. En lugar de eso, está acusando a Zouabi de conducta violenta y lesiones corporales. El caso fue remitido a un tribunal superior el 6 de octubre, y ahora se enfrenta a hasta dos años de cárcel.

"Esto es una prueba más de la manera en que se está empleando un sistema judicial politizado para silenciar la libertad de palabra al negar un juicio justo a otro periodista tunecino honrado. Estoy seguro de que un sistema judicial verdaderamente independiente pondría a Zouabi en libertad en un segundo", dijo el presidente del TMG de IFEX, Rohan Jayasekera.

El problema se complica por las diversas formas de acoso a jueces que critican a las autoridades o exigen trabajar sin interferencia gubernamental.

El grupo de 20 miembros de IFEX encontró que desde 2005, cuando comenzó sus misiones de investigación a Túnez, los jueces abiertamente comprometidos con la independencia judicial han sido transferidos arbitrariamente de la ciudad de Túnez a ubicaciones remotas, a cientos de kilómetros de distancia de sus familias.

Apenas este agosto, por ejemplo, el secretario general de la legítima Asociación de Jueces Tunecinos (AMT), Kalthoum Kennou, fue transferido de Kairouan, en el centro del país, a la ciudad sureña de Tozeur.

Otros colegas atacados han visto prolongadas sus tareas fuera de la capital de Túnez, han sufrido retención de salarios, o se les han negado ascensos.

El TMG de IFEX está haciendo un llamado a la Asociación Internacional de Jueces (IAJ), que se reunirá el mes próximo en Senegal.

Entérese de los próximos acontecimientos en la recientemente lanzada página de Facebook del TMG de IFEX, donde también podrá unirse al llamado por la liberación de Boukaddous así como compartir el cartel de la Federación Internacional de Periodistas (FIP) con el tema "liberen a Boukaddous".

ADDITIONAL INFORMATION
Noticias afines en ifex.org


Último tweet:

In #Bahrain, you can face upto 15 yrs for condemning war in #Yemen on #Twitter. This is what human rights defender… https://t.co/krMG0uZtPy