REGIONES:

SUBSCRIBE:

Sign up for weekly updates

Tres medios acusados de instigar a la violencia, desestabilización social; periodistas agredidos en Mérida

(IPYS/IFEX) - El 9 de noviembre de 2007, el canal Globovisión fue acusado de instigar a la violencia por cubrir los actos violentos contra periodistas y estudiantes en una marcha contra la reforma constitucional el 7 de noviembre. La denuncia fue presentada ante el Ministerio Público por el miembro del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), Adán Navas, y varios estudiantes oficialistas de la Escuela de Trabajo Social de la Universidad Central de Venezuela (UCV).

El 8 de novembre, la presidenta de la Asamblea Nacional (AN), Cilia Flores, había acusado a Globovisión, al diario "El Nacional" y a CNN de promover la desestabilización social al recordar, en sus reportajes, los hechos violentos y las protestas del 11 de abril de 2002, durante el intento de derrocamiento contra el presidente Hugo Chávez.

Asimismo, la diputada oficialista Iris Varela amenazó con organizar una protesta contra Globovisión acusándole de incitar al pueblo a tomar la justicia por sus manos. La diputada pidió a la AN aprobar que el Ministerio de Comunicación investigue quién promueve la publicidad sobre la reforma constitucional difundida por dicho canal.

Además, la Asamblea Nacional volvió a declarar a la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) persona non grata, a propósito de su próxima visita al país.

La reforma constitucional será sometida a referéndum el 2 de diciembre, y ha provocado marchas, a favor y contra de la reforma, por la propuesta de reelección presidencial indefinida, entre otros temas. Las marchas han sido escenarios de ataques a varios periodistas.

El 7 de noviembre, el fotógrafo Eduardo Molina, del diario "Frontera", del estado Mérida, fue herido por la policía que replegaba una manifestación en contra de la reforma constitucional. La manifestación fue organizada por estudiantes de la Universidad de los Andes de Venezuela (ULA) y otros ciudadanos. Molina dijo al IPYS que un número indeterminado de policías antimotines se abalanzó sobre él con la aparente intención de despojarlo de su cámara. Al resistirse, fue golpeado, lo que le provocó lesiones leves en el cuerpo. El fotógrafo acudirá a la jefatura policial de Mérida para denunciar a los agresores.

El 9 de noviembre de 2007, Elvis Rivas, reportero y camarógrafo de la televisora RCTV Internacional, y Jesús Torres, fotógrafo del diario "Cambio de Siglo", fueron agredidos y despojados de sus equipos de trabajo por policías que replegaban una marcha de estudiantes de la ULA en rechazo a la reforma constitucional propuesta. Rivas grababa a un civil y cuatro policías heridos cuando un sujeto se le acercó y le exigió que dejara de hacerlo. Luego, tres policías lo golpearon con sus escudos, le quitaron la cámara y la lanzaron hacia un terreno aledaño. El reportero la pudo recuperar.

Por su parte, Torres relató que cuatro policías antimotines lo despojaron de su cámara y se la entregaron a un hombre vestido de civil que, momentos antes, había intentado quitarle su equipo. Los policías también golpearon al reportero para obligarlo a que se fuera de la protesta.

Los reporteros fueron auxiliados por el personal de los bomberos. Sufrieron lesiones leves.

Último tweet:

Executive director of MFWA, Sulemana Braimah calls for media reforms in Ghana against backdrop of lethargic regulat… https://t.co/UVeEb15WD9